10 diciembre 2014

Cicuta

 

Jaime Flores Martínez

                                                                   Terrible

Desesperado porque sus instantes de fama acabaron en la coladera, el ex-campeón mundial de boxeo Erick "el terrible" Morales supone que en la política encontrará su respirador artificial; resplandecientes reflectores y carretadas de dinero. 
 

Y es que Morales sabe que la política es lo más parecido al cochinero del boxeo, donde los protagonistas echan mano de sus recursos para quedarse con el dinero de los espectadores. A sus 38 años este hombre pretende convertirse en diputado, aunque –por ahora-- sus aplaudidores buscan colarlo en cualquiera de las 2 próximas elecciones.
 

Al margen del ejército de lambiscones que rodean al ex boxeador, el mayor impulso lo obtiene de una joven mujer enquistada en el poder legislativo bajacaliforniano. Desde una supuesta relación sentimental, esta dama priista es la principal promotora de Morales sin importarle que el ex púgil este plenamente identificado con los panistas.
 

Con un sobrepeso propio de un atleta que cambia el gimnasio por las tortas, hace 7 años “el terrible” despachó como director del Instituto Municipal del Deporte (IMDET) durante la primera parte del trienio del panista Jorge Ramos Hernández.
 

En aquel momento quizá supuso quei los problemas en materia deportiva se arreglaban a puñetazos, pues entonces dejó claro que como servidor público era un extraordinario boxeador, porque lo fue. Sin embargo la evidencia es que el servicio público, no es su fuerte.
 

Por aquellos tiempos Cicuta acudió a las oficinas de Morales para realizarle una entrevista, aunque  el ex boxeador proyecto una actitud de enfado que encajaría perfectamente en la cantante mexicana Paulina Rubio. Los propios empleados del IMDET calificaban a Morales como el más sangrón de los directores que habían  tenido.

El asunto es que el ex boxeador está desesperado por tener nuevamente los reflectores. Así como mandó al carajo a sus apoderados, Erick supone que podrá maniobrar para poder satisfacer sus ambiciones personales en la política a Morales le importa una lenteja que los panistas critiquen sus intenciones.

Hace unos 3 años, para poder regresar al difícil mundo de los puñetazos, Morales rompió relaciones con su promotor para cobijarse bajo el manto protector del méxico-americano Óscar de la Hoya, mejor conocido como el “Golden Boy”.
 

Con tal de salir de nuevo en la tele, Erick regresó a los cuadriláteros solamente para que le pusieron dos vapuleadas  sensacionales. Como las cosas no salieron como esperaba, regresó a su terruño ubicado en la Zona Norte Tijuana y desde ahi diseñó una estrategia vinculada a la política local.

Convencido que la labor política vinculada con los panistas no resultaría fructífera, este hombre giró el cuello hacia el partido político que recién regresó por sus fueros. Erick pensó que al estrechar su relación con el ex alcalde de Tijuana Jorge Hank Rhon, su futuro podría orientarse hacia el sitio adecuado.
 

Ahora Morales recorre algunas colonias de Tijuana donde sus habitantes le regalan sonrisas y le piden autógrafos. A manera de respuesta, Erick se limita (a manera de sondeo) a informarles que –en el futuro-- el será su candidato. !!Voten por mi!!les dice sin recato.

Y aunque muchísimos priístas de Tijuana desestiman la posible inclusión de este ex boxeador en las filas del Partido Revolucionario institucional (PRI), lo cierto es que Morales tiene patrocinios de peso en las filas tricolores locales.

En otras palabras, el señor Morales podría llegar a ocupar un espacio que para los priistas de cepa significa una obsesión. Para ellos eso si sería terrible.

                                                                      Traidor

Al saber que el senador bajacaliforniano Marco Antonio Blázquez quiere ser gobernador, la mayoría de los habitantes de la entidad se tapan la boca para aguantarse la risa.
 

Intermitentemente algún incondicional se ha encargado de filtrar que el señor Blázquez buscará convertirse en candidato para competir en lección del año 2019. Al ajustar los tiempos electorales, este hombre habrá concluido su gestión en el Senado de la República y prepararía la mejor de sus sonrisas para intentar convencer al ejército de retrasados mentales que supone votarían por el.

Y aunque la reforma electoral ordena que el próximo gobernador tendrá una gestión de solamente dos años, el senador Blázquez estima que en dos años tendría suficiente para obtener lo que quiere. Si con dos años tiene para saquear al Estado, resulta fácil suponer como seria su gestión
 

                                                                                       Radio

El periodista Fernando del Monte y el autor de Cicuta son mancuerna en Fórmula Tijuana, que se transmite de lunes a viernes a la una y media de la tarde por la frecuencia 950 de amplitud modulada, Radio Fórmula Tijuana.

Cicuta.com.mx twitter: @jaimecicuta