27 noviembre 2012

Luchan Diputados del PRI para garantizar derechos y dignidad de migrantes mexicanos



Exige Castro Trenti combate a la extorsión, el robo, la corrupción, el maltrato y la prepotencia en que incurren algunos servidores públicos en contra de connacionales al pisar suelo mexicano

México D.F.- Para garantizar el respeto a los derechos y el trato digno a los migrantes mexicanos durante su regreso a territorio nacional, el Diputado Fernando Castro Trenti, presentó a nombre propio y del Grupo Parlamentario del PRI en San Lázaro, un Punto de acuerdo para exhortar al titular del Ejecutivo Federal que aumente la supervisión en las aduanas, y al de la Secretaría de Gobernación, para que a través del Instituto Nacional de Migración incremente y refuerce la vigilancia del Programa Paisano.

El Coordinador de los Diputados Federales del PRI por Baja California señaló al respecto: “Como cada año, regresan nuestros hermanos quienes, por buscar oportunidades de desarrollo que desafortunadamente no encontraron en su tierra, emprendieron el éxodo hacia Estados Unidos; y, como cada año, se enfrentan a corrupción, inseguridad e insensibilidad por parte de las autoridades”.
“Es nuestra obligación no sólo como autoridades, sino moral, como compatriotas, el asegurar un viaje seguro a todos los connacionales que regresan por las fiestas a sus lugares de origen, y asistirlos en ello, sin olvidar la importante derrama económica que representan para nuestro país.”
Las festividades navideñas son el motivo principal por el que una gran cantidad de migrantes mexicanos regresan a México, trayendo consigo regalos y dólares para entregar a sus familiares que permanecen en nuestro país.
“Es substancial que las autoridades de los tres gobiernos: federal, estatal y municipal, cumplan con eficiencia y calidez humana las funciones que les corresponden para recibir bien a nuestros paisanos, y que consumen el objetivo principal del Programa Paisano, que no es otra cosa que el de asegurar un trato digno y apegado a derecho a los mexicanos y descendientes que vivan o trabajen en los países vecinos y que retornan al país; que combatan la extorsión, el robo, la corrupción, el maltrato y la prepotencia en que incurren algunos servidores públicos en contra de connacionales al pisar suelo mexicano” concluyó Fernando Castro Trenti.