13 junio 2012

10 Abril 2012- UNIFORMADOS ABUSAN DE PODER Y GOLPEAN HASTA LESIONAR DENTADURA A RESIDENTE DE PLAYAS DE ROSARITO

· Policías Juan Antonio Becerra López, Ricardo Rubio Espinoza y Leonardo Topete Ceceña, tendrán que responder ante autoridad por lesiones y abuso de autoridad




CARMEN OLSEN Y MARCO ANTONIO ISLAS PARRA




PLAYAS DE ROSARITO.- Más que extralimitados en sus funciones, dos policías comerciales y un auxiliar abusaron de su autoridad y golpearon hasta lesionar dentadura de contratista que era acompañado por su trabajador, “solo porque pisaron el césped frente a la clínica de su patrón”, el médico Eduardo Góngora, “muy conocido en Rosarito”.





Eran aproximadamente las siete de la tarde del 15 de marzo cuando Martín Armando Chaidez y su trabajador en la construcción, Eduardo Pérez Elizalde, circulaban a pie sobre el boulevard “Benito Juárez’” y cometieron el “error” de pisar césped de la clínica “Génesis”, para llegar al restaurante de comida rápida “Subway”, donde el constructor esperaría a su hija al salida de la preparatoria.




Apenas se disponían a ordenar sándwiches y refrescos cuando tres uniformados hicieron acto de presencia en la puerta del negocio de comida rápida. Uno de ellos les pidió a gritos salir afuera mientras otro los empujaba y el tercero cuestionaba el por qué pisaron el césped de su patrón, el doctor Eduardo Góngora, dueño de la clínica.




Esculcaron pertenencias y al no encontrar nada de sospecha, según ellos, los dejaron ir; pero el constructor no quedó contento y se comunicó vía telefónica con su abogado, quien de entrada le recomendó tomar gráficas del lugar, cosa que hizo enojar a los uniformados, al grado de que hasta los dientes le tumbaron.




“Posteriormente llegó una patrulla cuyos oficiales sugirieron ir ante el Juez Calificador, mismo que recomendó se me certificara ante el médico legista del Ministerio Público, por las lesiones. Al salir de las instalaciones policiacas en el centro de Playas de Rosarito, un supervisor de la sección comercial se acercó y le dijo que se harían cargo de las lesiones, ofreciendo la cantidad de 200 dólares para que ahí muriera la cosa.




Otro día de ocurridos los hechos, policías comerciales al mando de Alfredo Amaro Mata acudieron al negocio donde inició abuso de autoridad con lesiones y preguntaron a trabajadores si había cámaras. Les dijeron que no y se retiraron tranquilos, sin contar con que hubo testigos de los hechos.




Por considerar que lo que hicieron los oficiales fue un abuso de autoridad y sin causa justificada, presentó la queja correspondiente ante Sindicatura Municipal y más delante, podría presentar cargos por abuso de autoridad, lesiones y lo que resulte.




Ante fotos de archivo de la dependencia, los quejosos identificaron como quienes abusaron de su poder a Juan Antonio Becerra López, Ricardo Rubio Espinoza y Leonardo Topete Ceceña y piden se haga justicia, por lo cual, en ROSARITO EN LA NOTICIA.INFO seguiremos al pendiente.




De hecho, reporteros de ROSARITO EN LA NOTICIA acudimos a entrevistar al galeno especializado en cirugía estética y reconstructiva pero nos ignoró soberanamente, por lo cual no se descarta que este médico no solo solape a sus trabajadores indirectos, sino que incluso los aliente a cometer ese tipo de abusos, tomando en consideración el dicho de los abusivos ante los lesionados en el sentido de que el doctor los mandó.




Incluso, el doctor estaba presente cuando uno de los agresores portaba en una de sus manos una manopla y nunca dio contra ordenes en torno a lo que hacían.




Así pues, los abusivos deberán responder por sus actos, a una autoridad como el Ministerio Público sobre el que estaremos al pendiente.




Solo para que se den una idea, de acuerdo a presupuesto elaborado por el negocio “Baja Dental Goup”, el total del tratamiento, más molestias y tiempo perdido, será de seis mil 680 dólares y definitivamente, con los 200 que ofrecía el supervisor de la comercial para que ahí terminara el asunto, no cubrirían ni la anestesia; con todo, los abusivos ofrecieron hasta mil dólares, pero pudo más la dignidad de los lesionados, que no eran cualquier hijo de vecina precisamente.




Seguiremos informando…